equidad género

Promueven garantizar equidad de género en instituciones del Estado.

Hoy en día México transita por una situación coyuntural en la lucha por la equidad de género, si bien es lamentable la existente ola de feminicidios que azotan a la nación, es gratificante encontrar más voces y acciones que se suman a  combatir los virus de la discriminación e ignorancia.

 

En este sentido, es innegable que aún experimentamos obstáculos y arcaicas creencias arraigadas en la sociedad, sin embargo, en el camino hacia la paridad de género se han consolidado los pilares que fortalecen la visión de inclusión integral.

 

Es así como se han realizado diversas reformas  constitucionales, además de una gran cantidad de ordenamientos legales con conciencia de género. Tal es el caso de la propuesta para concretar la armonización legislativa y poder tipificar y sancionar la violencia política en razón de género a nivel federal promovida por la Senadora Mónica Fernández Balboa.

 

La máxima autoridad del Senado de la República, representando las necesidades nacionales, solicitó  trascender los actos protocolarios y establecer un compromiso real que garantice la paridad de género en la composición de los principales órganos del Estado mexicano. “Es muy importante que entre todas y todos cuidemos el derecho de las mujeres a tener derecho”, sentenció.

 

La parlamentaria destaca que la homologación a nivel local será imprescindible para hacer realidad el sueño de equidad y paridad de género. También asevera que para erradicar esta clase de violencia se ha modificado la Constitución y se hicieron más de 50 reformas a un buen número de ordenamientos legales en la materia.

 

Fernández Balboa puntualiza que la transversalidad de género es un enfoque que deben asumir todas las instituciones para lograr la igualdad sustantiva. Así se ha hecho al interior de la Cámara de Senadores buscando incorporar esa perspectiva en toda iniciativa, evento y acción a realizar.

 

Finalmente considera necesario concretar la operación de las reformas que aprobó el Congreso de la Unión en materia de paridad y violencia política en contra de las mujeres en los poderes Legislativo, Ejecutivo y Judicial; los diferentes niveles de gobierno: federal, estatal y municipal, así como en los organismos constitucionales autónomos, el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, el Instituto Nacional Electoral y los Organismos Públicos Locales Electorales.

 

En Villasante y Freyman, estamos comprometidos con la equidad de género, por ello en una próxima entrega detallaremos las formas de violencia política contra las mujeres.

Deja un comentario

su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *